Los fiscales, preparados para la reforma penal que inicia el martes

Comentar
El fiscal jefe de la Cuarta Circunscripción del Poder Judicial Gustavo Herrera se refirió a la reforma del Código de procedimiento penal que entrará en vigencia a partir del primer día del mes de agosto próximo.
Participó junto a sus pares de toda la provincia de un encuentro con la jefa de los fiscales y Procuradora General Silvia Baquero Lazcano para inmiscuirse en los detalles que restan de cara a la puesta en vigencia de la reforma. 
Cabe aclarar que con el nuevo código la tarea de los fiscales será crucial para el éxito de las investigaciones.
"La sensación que tenemos es que estamos preparados y con ganas", sostuvo  
"Entendemos nosotros que la ciudadanía en general ha criticado el sistema judicial, básicamente entiende que se tarda mucho y que las resoluciones que se adaptan al final de los procesos es de baja calidad", remarcó. 
Dijo además: "Todos escuchamos permanentemente la crítica social, los juicios se producen dos, tres o cuatro años después de ocurridos los hechos, y que al final del camino las cosas no salen bien y se trata de responsabilizar a quien empezó la investigación, ya sea la policía o el juez de Instrucción, y eso produce descreimiento en el sistema, y esto no es de ahora, sino de hace décadas". 
Sobre la readecuación del trabajo, explicó  que "Es así que comienza un proceso de reforma, que se da en toda Argentina, y el proceso de reforma consiste en cambiar las reglas de juego, encontrar las causas que producen estas demoras y las causas que producen estas frustraciones y la baja calidad del sistema". 
"Por eso es que se pasa de un sistema que nos rige actualmente, mixto, a un sistema acusatorio", continuó. 
Explicó ademá: "El mixto estaba regido por un principio de legalidad, se tienen que investigar todos los hechos, desde homicidios, abusos sexuales, robos, los delitos de gran impacto, hasta los hurtos simples". 
"Hoy el nuevo sistema le permite al fiscal seleccionar los casos de gravedad, aquellos que interesan a la comunidad, como un homicidio que es de interés social, mientras que con los otros, de menor interés, se intenta dar soluciones compositivas", remarcó. 
"Si nosotros intentamos atender todos los conflictos, lo que generamos es un cuello de botella y al final del camino, se produce un colapso del sistema",se adelantó el fiscal. 
Siguió con las ejemplificaciones: "Hacer un juicio implica ir a sacar un turno, un lugar, si yo voy con un homicidio saco un turno y si voy con una pelea de dos personas, también tengo que sacar un turno; es decir quien atenderían son los jueces. Lo que se intenta hacer ahora es que los conflictos menores los resuelva la propia Fiscalía con mecanismos compositivos, con mediación". 
"Intervenciones de este tipo se aplica con un principio de oportunidad y se prioriza con este modelo, intentar reparar el interés de la víctima en particular", sostuvo. 
"El nuevo código nos plantea un procedimiento ágil para llegar a un juicio y para obtener una respuesta rápida", finalizó.

También te puede interesar...