Continúan los inconvenientes en el servicio de venta de bonos en IPROSS

Comentar

La escena que se vive a diario en las oficinas del IPROSS son de enojo e indignación por parte de los afiliados. Mucha gente quejándose porque no hay lugar para atender allí y las órdenes se venden afuera, en la calle. La discusión se plantea ahora entre los empleados que deben atender allí y los profesionales que deben atender en esos consultorios, con un espacio muy reducido que genera inconvenientes para afiliados, trabajadores y profesionales.

Los afiliados a la obra social provincial manifestaron su malestar dado que la gacetilla de prensa acerca de la atención y sus nuevas bocas de expendio https://www.diariolapalabra.com.ar/noticia/120033 no llegó claramente a todos los sectores de la administración y mucha gente no sabía sobre la apertura de las oficinas de calle Rivadavia para la venta de bonos y coseguros.

Colas interminables en calle Urquiza 548, con gente esperando ser atendida a la intemperie para acceder a la venta de bonos generaron malestar y los reclamos se hicieron sentir de manera inmediata.

Los trámites de este tipo están habilitados de 8:30 a 16:00 hs en calle Roca también, pero el no conocimiento pleno de esta situación y acciones como la venta de un solo bono por afiliado sigue generando malestar en los afiliados que esperan soluciones.

Por otra parte, el gremio Soyem le ofreció al IPROSS alquilarle sus instalaciones hasta tanto solucione las reparaciones de su edificio en calle Rivadavia y Guido, y la institución habría hecho a un lado este ofrecimiento manifestando no tener dinero para alquilar esas instalaciones.

También te puede interesar...