ATE definió paro provincial de 48 horas para la semana que viene

Reclaman que se adelanten las paritarias y se fijen reuniones con todos los Ministerios.

Comentar

La Asociación Trabajadores del Estado (ATE), definió hoy, en el marco de un plenario de Secretarios Generales, la realización de un paro de 48 horas para la semana que viene. La medida fue votada por unanimidad y se llavará adelante los días miércoles 18 y jueves de 19 próximos. La profundización del plan de lucha responde a la falta de respuesta del Gobierno al pedido de adelantamiento de la discusión salarial.

"Por estos días se está dando un fenómeno particular. La gente tiene ganas de hacer medidas de fuerza y las protestas encuentran más consenso que nunca en la sociedad", dijo el Secretario General del gremio en la provincia, Rodolfo Aguiar.

Agregó: "El pueblo tiene bronca por todo lo que está pasando. Tenemos que seguir profundizando nuestro plan de acción hasta lograr respuestas. Los únicos intereses que tenemos que defender los sindicalistas es el de aquellos trabajadores que nos votan y no podemos mirar para otro lado frente a semejante derrumbe de los salarios”.

El Sindicato exige al Gobierno de Alberto Weretilneck el adelantamiento de las paritarias en el estado provincial -lo mismo pide para todas las municipalidades rionegrinas- que, según la última acta labrada en la Función Pública, se preveía retomar en el mes de octubre. Sin embargo, “tras el grave deterioro que han tenido todos los ingresos a partir de la escalada inflacionaria posterior al 11 de agosto”, el sindicato demanda que se realicen en septiembre.

El plenario elevó además, el pedido para que se fijen audiencias con todas las autoridades ministeriales “con el fin de plantear distintas problemáticas que están afectando el funcionamiento de algunas carteras de gobierno”.

El Sindicato también exige “atender la situación de los jubilados que han sido excluidos de los paliativos lanzados por el Gobierno nacional, al igual que los trabajadores precarizados y trabajadoras de casas particulares y empleados municipales y provinciales. Pide también que todos los estatales despedidos por el presidente Macri sean reincorporados en sus puestos”.

Finalmente el gremio rechazó por insuficiente el aumento, que consideraron unilateral, del salario mínimo en el Consejo del Salario que fue estimado en $16.500, “muy lejos de los $31.148 mensuales que el mismo INDEC estimó para la Canasta Básica Total”.

Es así que en las próximas horas las seccionales definirán la modalidad de las protestas, aunque desde la conducción del gremio no se descartó la realización de movilizaciones y cortes de rutas en varios puntos de la provincia.

También te puede interesar...