ATE destacó el nuevo sistema de consultas del IPROSS

Comentar
La Asociación Trabajadores del Estado (ATE) destacó el nuevo Protocolo de gestión Administrativa digital del Instituto Provincial de Seguro de Salud (IPROSS) que permite nuevo modos de vinculación y gestión aprovechando las nuevas tecnologías y herramientas informáticas.

Así, con la nueva modalidad se podrán autorizar los procedimientos administrativos necesarios para garantizar a los afiliados el acceso a los servicios incluidos en el menú prestacional de la obra social, facilitando, mediante medios electrónicos, el acceso a las consultas médicas ambulatorias, la prescripción, dispensa y pago de las prestaciones, la solicitud de traslados terrestres en ambulancias, así como también el envió de las historias clínicas para el pago de los servicios brindado provincial. 

De este modo, se propone generar procedimientos y herramientas que permitan: disminuir las salidas innecesarias de los usuarios, disminuir los pasos necesarios para acceder a los servicios de salud y medicamentos, controlar y dar trazabilidad a la práctica médica, generar registros de consumos de los afiliados, para contar con información sanitaria, acelerar los tiempos de gestión de pagos de las prestaciones médicas brindadas y transparentar la gestión de recursos. 

“Con este nuevo sistema, si el afiliado necesita concurrir al médico lo podrá hacer sin necesidad de llevar ningún tipo de bono, ya que el profesional validará la consulta con el DNI y un código que el afiliado descarga previamente en el celular. El mismo permitirá descontar el pago a través del recibo de sueldo y a la vez la consulta queda registrada en la aplicación”, explica Fabio Polizzi, vocal de ATE en IPROSS. 

“Asimismo, el sistema permite que el médico otorgue la receta también desde el sistema, generando un código que posteriormente se le suministra al farmacéutico para que brinde la medicación”, continúa y detalla que en caso de recetas que le den continuidad a un tratamiento no será necesario que el  paciente concurra de forma presencial, sino que realizará el tramite vía telefónica.  

Se evita de esta forma evitar el desplazamiento de los afiliados cumpliendo con el aislamiento preventivo. 

“Es algo histórico y de vanguardia. Se acaba la receta y el bono papel y otro montón de pasos que burocratizaban el sistema”, completó. 

Es así que el Sistema de Validación Electrónica Móvil propone una tecnología de gestión que permite unificar en un mismo momento y de manera simultánea los pasos esenciales del proceso de acceso a la consulta.

Del mismo modo,  la orden de dispensa electrónica permitiría dar seguridad y garantías al paciente, elevando la calidad y accesibilidad de los servicios de salud que la que se consigue con la receta en papel o en una foto. Esto se debe a que la prescripción electrónica permite validar la identidad de todos los actores intervinientes en el circuito, tanto el afiliado/a como el prestador y la farmacia.

También te puede interesar...